31/3/08

Deshaciendo mitos

Una de mis luchas constantes en el campo teórico es la de desmontar algunos mitos que, sospecho, nos perjudican mas que nos benefician, pero que no tenemos ningún incoveniente en seguir perpetuando, por ejemplo, el de que es malo ser vago, la palabra vago está revestida de un tono tan despectivo que cada vez cuesta más decirlo con orgullo.
Si, soy un vago, como buen estudiante y además de letras. Puntúo doble.
No quiero ser productivo, me niego a "gestionar mi tiempo con eficiencia", no quiero consumir más de lo que necesito, no quiero ser el trabajador del mes ni adoptarme a las necesidades del mercado ni a las empresas más modernas, todo eso me cansa y me aburre.
Antes de tener éxito y sumarme al progreso(siempre que dicen lo del progreso me pregunto ¿el progreso de quien?) prefiero ser feliz y ser lo más libre posible, que es precisamente lo que nuestra sociedad de libre mercado(para unos pocos) más nos niega.
Así que, si, soy un vago, y a mucha honra, procuro escaquearme lo más posible de mis obligaciones, estudia para que el día de mañana puedas tener un buen trabajo que te supondrá un buen sueldo con el que te podras costear una buena casa, que te implicará el necesitar un aumento de sueldo en tu trabajo, etc... y entre medias se te olvidó vivir.
Como buen vago una de mis aficiones es la de beber, afición que cada vez me cuesta más defender ante el exacerbado lavado de cerebro que desde las autoridades nos someten a los ciudadanos, generalmente se suele considerar la resaca como el inapelable factor que convertía el beber como algo "malo", este extremo me resultaba difícil de desmentir...hasta ahora:
"El resacoso es consciente de una manera anormal de visiones, sonidos(todo parece ¡demasiado ruidoso!) gustos, olores y texturas de las que normalmente no se daría cuenta. El algo bueno y no tiene nada de malo. Por ejemplo, al no estar obcecado por los prejuicios diarios ni engañado por alucinaciones intoxicadas, al ojo resacoso le atraen como imanes los objetos aparentemente normales y corrientes y adquieren una importancia increible y luminosa: cualquier persona que haya experimentado estas "miradas fijas" sabe de lo que hablo.
Aunque el súbito descubrimiento del carácter sagrado en lo mundano es lo que muchas tradiciones religiosas llaman Nirvana, o algún tipo de gracia, demasiado a menudo dejamos escapar estos momentos en nuestra propia prisa por liberarnos de las resacas.(De hecho, sospecho que el ojo resacoso es algo a medio camino entre el ojo evaluativo del abstemio y el ojo nublado del borracho, y que bien podría tratarse del modelo del "tercer ojo" de la iluminación hinduista)
Por tanto la resaca es ese momento que nos puede impulsar a un "estado intermedio" de percepción único, distinto de todo lo que podamos experimentar fuera de un monasterio"
Tom Hodgkinson. "Elogio de la Pereza"

1 comentario:

Fragmentadora de Papel dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Fragmentadora de Papel, I hope you enjoy. The address is http://fragmentadora-de-papel.blogspot.com. A hug.